Más de 7.700 escolares participaron en el programa de educación ambiental

|

Foto senderismo escolar 2



Estepona.-  Un total de 7.765 escolares han participado este año en los talleres y actividades de educación ambiental que se organizan en los centros educativos del municipio para concienciar a los más jóvenes sobre la importancia de cuidar nuestro entorno natural.

Las actividades son dirigidas por técnicos municipales del departamento de Medio Ambiente y tienen como objetivo enseñar soluciones a corto y medio plazo para impedir la destrucción de nuestro entorno natural. Las actividades están dirigidas para alumnos  desde 3 años hasta 17 años. Este año han participado en el programa un total de 17 centros entre colegios, guarderías e institutos, lo que ha supuesto 1.500 alumnos más que durante el curso 2017/2018.

La teniente alcalde del área de Fomento, Infraestructuras y Turismo (FIT), Ana Velasco, ha señalado que en este programa de educación ambiental también han participado  asociaciones y colectivos sociales del municipio como las residencias de la tercera edad de Isdabe, la asociación Parkinson Sol y también se han impartido talleres en colaboración con la delegación de la Mujer.

El programa tiene como objetivo proporcionar al mayor número de personas posibles la oportunidad de adquirir los conocimientos, valores, actitudes y el interés necesario para proteger y mejorar el medio ambiente; inculcar nuevas pautas de conducta a los más jóvenes así como a la sociedad respecto al Medio Ambiente  y sensibilizar a los alumnos y a los ciudadanos sobre la importancia de sus acciones y comportamientos en el ámbito doméstico para conseguir una mejora global.

Velasco ha indicado que, mediante charlas y talleres, los técnicos municipales fomentan el respeto por los espacios naturales y urbanos, fomentan el uso sostenible de los recursos naturales y educan a reducir, reutilizar y reciclar los residuos que generamos diariamente, entre otros aspectos.

Cada una de las actividades puede ser adaptada a cualquier público ya que los centros educativos tienen la posibilidad de aportar cualquier temática. De esta manera, cada centro  ha elegido el tipo de actividad que consideraba adecuada para sus alumnos. Este año, el  plástico ha sido uno de los temas más demandados por los centros, así los técnicos de Medio Ambiente han trabajado con los alumnos sobre el uso responsable de este material para poder reducir su utilización, así como distintas formas de reciclarlo. También se ha puesto especial atención en la movilidad sostenible fomentando el uso de medios de transporte no contaminantes para trayectos en la ciudad. En este sentido, cada mes se ha realizado una marcha en bicicleta para toda la familia que ha recorrido las principales calles de la ciudad.