​Potaje de Tagarninas

|

Potaje


Potaje de Tagarninas

01/02/2020

INGREDIENTES: 

250 Grs. de tagarnina frescas 

300 Grs. de garbanzos cocidos 

1 Pieza de morcilla y chorizo ahumado 

2 Rodajas de pan de pueblo 

3 Pellizcos de comino, pimentón dulce y sal 

1 Pieza de cebolla dulce 

2 Dientes de ajo 

1 Taza de aceite de oliva 

1 Pieza de boniato grande o patata 

1 Chorro de vinagre de manzana 

2 Vasos de agua


Preparación:

Pela y corta la cebolla en cuadritos no muy pequeños y haz lo mismo con el boniato o la patata, pero con el tamaño un poco mayor. También corta en pedazos anchos la morcilla y el chorizo. Aparte, escurre los garbanzos y las tagarninas y reserva en un bol estos ingredientes. 

Por otro lado, vierte aceite en la cazuela y, cuando esté humeante, fríe dos rebanadas de pan hasta que estén bien doradas y crujientes. Una de ellas será para decorar y la otra para el majado, vigila que no se quemen. Aprovecha cuando saques el pan dorado para rehogar también los dientes de ajo enteros. Cuando los ajos estén dorados retíralos y agrega la morcilla y el chorizo. 

Fríe estos ingredientes durante un minuto, soltará un juguito delicioso que, junto con el resto de ingredientes, hará que este potaje de tagarninas sea todo un lujo. Saca la morcilla y el hocrizo una vez pasado el minuto y continúa con el siguiente paso. Sofríe en el jugo de la morcilla y el chorizo el boniato y la cebolla durante 3 minutos. Remueve constantemente y mantén el fuego bajo para que no se quemen, ya que simplemente queremos que queden tiernos sin hacerse demasiado. 

Mientras tanto, haz un majado con una de las rodajas de pan y los ajos. Machaca estos ingredientes en el mortero y añade el chorrito de vinagre y un pellizco de sal. Se hará una pasta que deberás apartar para después añadirla a la cazuela. Agrega las tagarninas a la cazuela, el pimentón y el comino y sigue rehogando la preparación a fuego suave. 

A continuación, ya puedes añadir el resto de ingredientes sofritos anteriormente, es decir, la morcilla, el chorizo y el majado de pan y ajo, y revuelve para que se entremezcle todo. Vierte los dos vasos de agua para que se forme un caldo y, finalmente, en cuanto rompa a hervir, pon los garbanzos cocidos, tapa la cazuela y cuece el potaje a fuego lento durante 10 minutos. Listo.